El rumbo de la humanidad se decide en Boadilla

145 estudiantes venidos de toda España se han dado cita en Boadilla durante este fin de semana para participar en UNESMUN.   Este evento se puede entender como un juego de rol en que los jugadores simulan ser embajadores de los distintos países ante la Organización de las Naciones Unidas.  Imitando los foros y los protocolos de funcionamiento de esta organización han celebrado debates y negociaciones cuyo fin es alcanzar acuerdos -“resoluciones”- que solucionen los problemas del mundo.  No me refiero a problemas concretos y puntuales como el asfaltado de las urbanizaciones históricas sino problemas fundamentales que conciernen a toda la Humanidad; el calentamiento global, el desarme nuclear, la situación de los refugiados o la condición de la mujer en el Siglo XXI.

UNESMUN se ha celebrado bajo el auspicio de la Red de Escuelas Asociadas de la UNESCO, el Colegio Virgen de Europa, y la Concejalía de Educación del Ayuntamiento de Boadilla.  Este evento habrá pasado -seguramente- desapercibido para muchos vecinos ya que se se ha desarrollado entre las discretas paredes del Centro de Formación de la Calle Victoria Eugenia de Battemberg pero, como puede apreciarse en el vídeo, para los jóvenes que han participado será una experiencia inolvidable.

Es posible que el titular de esta noticia sea ligeramente exagerado, que las resoluciones tomadas en este foro nunca se lleven a cabo.  Lo probable es que se envíen a las Naciones Unidas donde serán archivadas y olvidadas para siempre.   No obstante, si alguno de estos jóvenes llega alguna vez a detentar puestos de responsabilidad -y algunos apuntan maneras- quizá el rumbo de la Humanidad lleve la marca de sucedido este fin de semana en nuestro pueblo.

Para aquellos que hayan participado o estén interesados en ver como se desarrollaron las sesiones estos son algunos enlaces de la retransmisión en streaming realizada por Teleboadilla.

 






 

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *