Cuidemos nuestras ardillas

Hay que ser previsores con los cambios climáticos que nos traen experiencias como la borrasca Filomena. Ignorarlo, restarle importancia o disimular como si esta no fuese la realidad que enfrentamos es una irresponsabilidad. Cuidemos nuestras ardillas de las que tanto disfrutamos en nuestros paseos por el monte de Boadilla

Los expertos nos dicen que las ardillas, durante la época de abundancia, recolectan alimentos almacenándolos en su nido, para así en los días fríos del invierno permitirse el lujo de no salir a buscar alimento hasta que calienta el sol, o, si se suceden varias nevadas, permanecer en el nido comiendo de la despensa. 

En el mes de febrero pasado, el Partido Socialista publicó en redes su preocupación por la situación de las ardillas ante la situación provocada por el fenómeno “Filomena” y haciendo hincapié en la necesidad de que el Ayuntamiento prepare refugios seguros con nidos artificiales para que sobrevivan en épocas duras, como la vivida durante el mes de enero. 

Durante la nevada en Boadilla del Monte los árboles donde las ardillas tienen localizados sus nidos fueron destruidos por la caída masiva de ramas, lo que nos lleva a pensar en la necesaria previsión que deben adoptar los responsables de medioambiente en los municipios.  

Este cambio en su hábitat ocasionado por las fuertes nevadas, evidencia la dificultad para protegerse de las temperaturas insoportables de los fríos inviernos de estos animales. Desde el Partido Socialista de Boadilla del Monte, sienten la necesidad de  invocar la preservación de su hábitat para que podamos disfrutar de su compañía cuando paseamos por nuestro  monte.

Sin duda, vivimos tiempos de emergencia climática donde fenómenos extremos como este temporal serán cada vez más frecuentes. Ignorarlo, restarle importancia o disimular como si esta no fuese la realidad que enfrentamos es una irresponsabilidad.

El Grupo Municipal Socialista, presenta este mes de abril una propuesta para que el Ayuntamiento desarrolle un Plan para repoblar las ardillas y la creación de un censo de los ejemplares existentes en nuestro municipio, que consiste en: 

  •  Introducir  nuevos ejemplares en nuestros montes y parques.
  •  Tomar medidas para evitar muertes o desplazamientos en las épocas con menor disponibilidad de  alimentos, ofreciendo refugios seguros con nidos artificiales.
  •   Llevar a cabo la plantación de árboles que sean beneficiosos para la población de ardillas. 

  Cuidemos nuestras ardillas de las que siempre hemos disfrutado en Boadilla del Monte.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *